jueves, 11 de febrero de 2010

Retroceder para avanzar, esforzarse para ganar, tener que perder para poder obtener... todo siempre se basa en lo mismo. Por eso a sabiendas de que me espera tener que retroceder, esforzarme y poder perder, prefiero no pensar. Dejarme llevar por el sentimiento y el tiempo. Dejar que las agujas del reloj y el compás de tu mirada marquen el destino a seguir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.