martes, 27 de abril de 2010

A la vez lejos pero fugaz. Te busco sin buscarte y aún así pretendo encontrar tu vanidad. Me trastorna tu reflejo pero soy incapaz de dedicarle una gota de orgullo a tu corazón. Quiero tenerte, pero sin embargo, tu sigues ahí un día más, indiferente. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.